Cargill presenta su Informe bianual de RSE

El Informe bianual de RSE: Convivencia, resume los principales logros que Cargill desarrolla en Centroamérica, y que están enfocados en nutrición, educación, seguridad alimentaria y productividad.
En Guatemala, el programa de RSE de Cargill tiene presencia en tres ciudades, beneficiando a más de 6,400 estudiantes de pre-escolar y primaria de 28 escuelas y apoya a más de 651 productores y 1647 familias.
Ciudad Guatemala, 22 de agosto de 2017.- Cargill realizó este jueves, la presentación oficial de su Revista Convivencia, que resume el trabajo y resultados de los programas de Responsabilidad Social Empresarial, ejecutados en toda la región centroamericana durante el período 2014-2016.
Cargill tiene como propósito ser el líder en nutrición a nivel mundial de una manera segura, responsable y sostenible, es por ello que su desarrollo va acompañado del crecimiento de las comunidades en donde opera, explicó María Nelly Rivas, Directora de Asuntos Corporativos de Cargill en Centroamérica.
“En Cargill, la Responsabilidad Social forma parte de nuestro modelo integral de negocios, está presente en todo lo que somos y hacemos, es nuestra guía para la inversión de programas que benefician a nuestra comunidad, clientes, proveedores y asociados”, destacó Rivas.
Es así que en toda la región centroamericana, Cargill desarrolla programas integrales sobre nutrición y educación, seguridad alimentaria y productividad, los que están ligados a su estrategia de negocio.
Nutriendo el Futuro, Impulsor, Prosperando con Nuestros Clientes y Crece Sano son algunos de los programas que Cargill desarrolla con socios como Care Internacional, Fundación Fabretto y Technoserve en toda Centroamérica.
A través de estos programas, Cargill apoyó en la región a 85 escuelas beneficiando a cerca de 30 mil estudiantes, en las que además se crearon 65 huertos escolares. Igualmente se fortalecieron cerca de 1,000 productores, de los cuales un 30% son mujeres, quienes cosecharon 1,172 hectáreas de granos básicos y vegetales. También contribuyó al fortalecimiento gremial y empresarial de 30 organizaciones.
En el caso de Guatemala, durante la primera fase del Proyecto Nutriendo el Futuro, se invirtió más de US$1,8 millones en un periodo de 4 años. En consecuencia se vieron beneficiados más de 5,893 niños y 905 productores que incrementaron sus ingresos gracias al apoyo técnico en sectores agrícola, pecuario y servicios.
En Guatemala, las acciones de RSE de Cargill a través de sus programas, tienen presencia en San Martín Jilotepeque, San Juan Comalapa de Chimaltenango y ciudad de Guatemala; se benefician a más de 6,488 estudiantes de pre-escolar y primaria de 28 escuelas. En la zona 3 de Guatemala, niños, niñas (963), docentes (38) y padres de familia (275), han recibido educación alimentaria y nutricional. A través de Escuelas de Padres, se trabajó sobre los derechos del niño para enfatizar en la reducción del trabajo infantil y se sensibilizó a los padres de familia para que sus hijos completaran el nivel primario de educación.
Igualmente, Cargill apoya a 651 productores y productoras de ejote, arveja y mora, cooperando con un total de 1,647 familias en riesgo a inseguridad alimentaria y nutricional. Los productores y productoras han logrado comercializar 919 toneladas métricas de ejote, 795 de mora y 135 de arvejas.
Adicional un 95% de participación de los asociados voluntarios en labores de apoyo a la educación.
A la presentación de Convivencia, asistió el Director Ejecutivo de CENTRARSE, el Sr. Juan Pablo Morataya, representantes de los distintos ministerios, cámaras de comercio, clientes, productores, docentes, estudiantes de los centros escolares que apoya Cargill, autoridades municipales, organizaciones socias y medios de comunicación.

 

  

0

Add a Comment